Datos negativos en cuanto a la seguridad de las empresas se refiere. Esto es lo que dejar traslucir el Informe Anual de Seguridad 2014 de Cisco, en el que se asegura que las amenazas son más sofisticadas y complejas a lo que se une un déficit de un millón de profesionales de seguridad que merma la capacidad de las organizaciones para monitorizar y blindar sus redes. Las operaciones cibercriminales se han vuelto más sofisticadas y son capaces de provocar daños económicos y de reputación para organizaciones públicas y privadas.
Además, las amenazas son más complejas debido al crecimiento de dispositivos móviles y de entornos cloud. Los ciberdelincuentes han aprendido que aprovechar el poder de la infraestructura de Internet les ofrece más beneficios que atacar dispositivos individuales. Estos ataques de infraestructura les permite obtener acceso a los servidores clave que contienen web, servidores de nombres y data center para extender las amenazas a miles de dispositivos.
El informe también apunta a que Java sigue siendo el lenguaje de programación más frecuentemente explotado por los ciberdelincuentes, el 99% del malware móvil se dirigió a los dispositivos Android; y los ataque se han incrementado en el sector de la agricultura y minería —antes con un riesgo relativamente bajo—, energía, gas y petróleo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here