Los trabajadores extranjeros han reducido su presencia en nuestro país en los últimos cuatro años en más de 308.000 personas. Así lo pone de manifiesto un estudio llevado a cabo por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, realizado entre octubre de 2010 y 2014, analizado Randstad. En este momento el número total de los mismos se eleva al 9 %: 1.536.770 de los 16.575.000 profesionales que hay en el mercado laboral.

Por sexos la mayor caída se ha dado entre los hombres, con un 20 % frente al 12 % de las mujeres y por continentes el americano, con un descenso del 36 %. Sin embargo tenemos que decir que se está produciendo un fenómeno a la inversa con los trabajadores del continente asiático, incrementándose en un 13 %. Si hacemos un cómputo total, los europeos son los que cuentan con una mayor presencia, un 44 % del total.

Por sectores, en los que se ha producido un mayor son el agrario (36 %) y la construcción (50 %), mientras el de servicios es el que agrupa un mayor número, descendiendo tan solo un 6 % en estos cuatro años.

Por Comunidades Autónomas, Castilla-La Mancha, Extremadura y La Rioja son las regiones que registran una mayor tasa de caída, con un 39%, 30% y 28%, respectivamente. Mientras Canarias (5%), País Vasco (10,7%) y Baleares (11,2%) son las que presentan un menor descenso. En términos absolutos es Madrid la que sufre una mayor pérdida, junto con Cataluña y Castilla-La Mancha, que oscilan entre los 30.700 trabajadores y los 67.800 empleados. En el otro lado de la balanza Andalucía, Baleares, la Comunidad Valenciana y Canarias han incrementado su tasa de empleo para estos trabajadores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.