Según un estudio realizado por Corero Network Security, realizado a 100 empresas de todo el mundo, tan solo el 44 % de los encuestados cuenta con un buen plan de respuesta ante un ataque DDoS, un problema agravado por la falta de visibilidad de la red, ya que el 54 % de los participantes cuenta con mapas de red desfasados o inexistentes. Además, una de cada tres organizaciones no tiene una idea clara de su volumen de tráfico de red normal, lo que hace más distinguir entre los picos de tráfico rutinarios y los altos volúmenes que podrían indicar un ataque DDoS.
Corero también ha comprobado que muchas empresas además de reducir la inversión en infraestructuras de seguridad, también han descuidado el mantenimiento de las soluciones implementadas. A lo que hay que añadir que muchas organizaciones dejan su protección en dispositivos que no están preparados para mitigar estos ataques como cortafuegos. El 40 % dice seguir optando por los firewalls como herramienta de defensa, mientras que el 41% confía en una tecnología de defensa DDoS dedicada en su lugar.
Entre las empresas que han invertido en tecnología de protección DDoS, muchas fracasan en la optimización de los sistemas de puesta a punto y actualizaciones regulares; ya que el 60 % no realiza pruebas de sus defensas DDoS regularmente, con exámenes de red y de la capa de aplicación.
www.corero.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.